Alarmante aumento de casos de Sida se registra en el valle de Aconcagua

Mario Méndez, jefe de la Oficina Aconcagua de la Seremi de Salud, destacó la importancia de desarrollar mucho más la educación sexual en los establecimientos educacionales y en el hogar.

Mario Méndez, jefe de la Oficina Aconcagua de la Seremi de Salud, destacó la importancia de desarrollar mucho más la educación sexual en los establecimientos educacionales y en el hogar.

  • Casi 300 nuevos casos se han detectado en los últimos 10 años: Aunque no hay un número oficial del total de contagiados a la fecha, cifra debería superar los 800 casos diagnosticados con Sida, pero son muchísimos más si se considera a aquellos portadores del VIH que no se han realizado el examen por temor no sólo a la enfermedad, sino también, a los prejuicios y estigmas sociales.

Durante la presente semana, uno de los temas que ha ocupado la pauta de los principales medios de comunicación del país es el Sida o VIH (Virus de Inmunodeficiencia Humana). A nivel nacional, el contagio de la enfermedad aumentó en un 66% entre el año 2010 y 2016 y el Valle de Aconcagua en un período similar, evidenció cifras que no escapan a ese preocupante incremento.
De acuerdo con los datos entregados por la ONG, Corporación Sida Chile, integrada por profesionales pertenecientes a centros de atención de este virus en el sistema público, las personas de hasta 29 años contagiadas en el país aumentaron de 2.968 a 4.927 en los últimos seis años, mientras que la Oficina Aconcagua de la Seremi de Salud informó que entre el año 2007 y el 2016, la enfermedad se expandió a las 10 comunas de ambas provincias (San Felipe-Los Andes), diagnosticando 296 nuevos casos detectados en distintos centros de salud. Considerando que estos nuevos casos están dentro del aumento del 66%, se puede estimar que lo anterior representa alrededor de 800 casos desde que se detectó el primer seropositivo en el valle, cifra que no obstante no es oficial, solo una estimación.
Mario Méndez, jefe de la Oficina Aconcagua de la Seremi de Salud, aseguró que la preocupación principal radica en la curva ascendente que muestra el desglose anual de los últimos 3 años, período en que las cifras se dispararon desde 25 casos el 2014 a 44 casos el 2016, teniendo como parámetro de referencia el año 2007, cuando se diagnosticaron sólo 27 casos.
«La enfermedad está presente en las diez comunas del Valle de Aconcagua, concentrándose principalmente en Los Andes con 83 casos, San Felipe con 120 casos y Putaendo con 20 personas contagiadas en los últimos diez años», detalló Méndez.
De acuerdo con esta estadística, se puede concluir que los casos diagnosticados estuvieron al borde de duplicarse en una década, y según Méndez la principal tarea desde Salud, es «estimular y desarrollar mucho más la educación sexual en los establecimientos educacionales y en el hogar, preocupándose mucho de los jóvenes, desde el punto de vista del diálogo, de la entrega de antecedentes de lo que significan las enfermedades de transmisión sexual (ETS), de cómo se puede implementar el autocuidado para prevenir el contagio y la ruptura de mitos», sostuvo el facultativo.
Méndez cree que uno de los mitos a derrumbar, es aquel que reza sobre el uso del condón como método preventivo del embarazo, cuando realmente lo que debe incentivarse y difundir con más ahínco es la utilización del preservativo como un instrumento de prevención frente a cualquier ETS y que su utilización debe ser la correcta «por parte de la población joven, adultos y la tercera edad, sin focalizarlo a ciertos grupos que antiguamente se pensaba que eran de mayor riesgo y que, por cierto, lo siguen siendo», puntualizó.
Si bien es cierto, frecuentemente la sociedad misma apunta a homosexuales y trabajadores sexuales como un grupo de mayor riesgo frente a la enfermedad, las cifras actualizadas sugieren que hoy en día, el VIH se afincó como una enfermedad transversal y -según Méndez- existen antecedentes que indican que los jóvenes (entre los 15 y 30 años), los trabajadores y las dueñas de casa pasan a ser sectores de preocupación, pues «se aprecia un aumento de la morbilidad en estos tres grupos», enfatizó.

EL EXAMEN
Las cifras cotejadas y entregadas por el Ministerio de Salud resultan alarmantes, es preciso mencionar que estos números sólo registran a las personas que, por distintas razones, de forma voluntaria acudieron a un centro de salud público; por donación de sangre, presencia de un síntoma en particular u otro; y finalmente fueron diagnosticados con VIH positivo.
En ese contexto, Méndez asume que los portadores que no se han realizado la prueba, constituyen «una cifra negra» y que hay una barrera cultural no sólo por el temor de enfrentarse a esta enfermedad y a la mortalidad de ésta (cada vez menor), sino que también, en los prejuicios y el estigma social que se genera en torno a un individuo portador de VIH.
«Hablamos de 296 casos en los últimos diez años en el Valle de Aconcagua, pero seguramente hay muchas más personas circulando con la enfermedad y que no saben porque no se han hecho el examen, ese es un problema que tenemos que atacar, llamando a la población a que se realice el diagnóstico, que no tenga temores, el tratamiento para este virus está garantizado, es gratuito y que se va a respetar la identidad de las personas», concluyó el jefe de la Seremi Salud Aconcagua.
Cabe mencionar que el número de personas contagiadas en otras comunas del Valle de Aconcagua es el siguiente: Calle Larga y San Esteban 17 casos; Santa María 15 casos; Llay Llay 9 casos; Catemu 8 casos; Rinconada 4 casos y Panquehue 3 casos.

En los 90, la foto de Hoy el Sida NO es una enfermedad mortal si es detectada a tiempo y se recibe el tratamiento adecuado. Sin embargo, su mortalidad es muy elevada si el virus se detecta en una enfermedad muy avanzada. El 2013, se alcanzó la mayor tasa de mortalidad en Chile por este mal con 523 fallecidos. De éstos, 456 eran hombres

En los 90, la foto de Hoy el Sida NO es una enfermedad mortal si es detectada a tiempo y se recibe el tratamiento adecuado. Sin embargo, su mortalidad es muy elevada si el virus se detecta en una enfermedad muy avanzada. El 2013, se alcanzó la mayor tasa de mortalidad en Chile por este mal con 523 fallecidos. De éstos, 456 eran hombres

12 Comments Already

  1. xuuuuuta que fomeee
    aganse el examen y cuidense usen condon por su salud

  2. Cuídense la coneja y la warifaifa kbros

  3. Los que pasan a buscar ganado en Chacabuco

  4. Chuuuu…pareja unica..es una solucion…priorizar ala familia

    • si claro, un adolescente de 16 años priorizará familia y pareja unica, demasiado años escuchando estupideces del pulpito, la unica solucion eficaz es eso a lo que los pechoños le tienen miedo, “condones”

  5. Qué Fome, los sanfelipeños opinan en wadas chantas, cuando es un tema serio, y que les implica, simplemente se hacen los wones…, cuando se pudran, ahí sí que harán Bingos, Rifas, Platos únicos y esas tonterías, argumentando que tienen Cáncer jajajajaja

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *