Dirigentes vecinales de El Tártaro piden a las mineras retirarse del sector

Hermosina Lazcano Henríquez, presidenta, y los directivos José y Víctor Herrera, así como Fernando Puebla, ambientalista aconcagüino, visitaron Diario El Trabajo para denunciar su malestar.

Hermosina Lazcano Henríquez, presidenta, y los directivos José y Víctor Herrera, así como Fernando Puebla, ambientalista aconcagüino, visitaron Diario El Trabajo para denunciar su malestar.

Buscando ser escuchados por nuestros lectores y también por las autoridades a las que corresponda dar respuesta a sus quejas, se acercaron a las oficinas de Diario El Trabajo varios dirigentes de la Junta de Vecinos Nº11 de El Tártaro, Putaendo, para exponer una situación que a su parecer les representa un problema de larga data.
Esta unidad vecinal existe desde 1982, y son 60 familias aproximadamente las que representa, en este caso, a unas 500 personas. Según estos directivos vecinales, ellos se sienten en peligro desde hace años, pues varias empresas mineras están haciendo mediciones y sondeos en los terrenos a fin de instalarse operativamente en ese sector cordillerano.

ELLA AL FRENTE
«Son cerca de 39.000 hectáreas las que la empresa ganadera Tongoy ha ido arrendando a distintas empresas mineras, más de diez entre ellas, las que en su mayoría ya están haciendo sondajes en la zona para instalarse en las cercanías del Río Rocín, de Putaendo. Varias mineras. Lo que en esencia queremos es que estas empresas mineras abandonen definitivamente nuestra cordillera y pueblos aledaños, porque realmente la minería a cielo abierto es de las más contaminantes del mundo, y aquí el agua es lo que está en juego, es nuestra vida», comentó la presidenta vecinal, Hermosina Lazcano Henríquez.
Un detalle curioso de esta denuncia, es que la dirigenta asegura que la autoridad comunal, en este caso el alcalde de Putaendo, Guillermo Reyes, no está comprometido con el problema, en circunstancias que es de público conocimiento la larga lista de actividades que esa autoridad ha realizado en contra de la gran minería, reuniéndose con parlamentarios, realizando un catastro de los glaciares de roca en la alta cordillera, instalando muestras informativas, llamando a la comunidad a unirse contra la gran minería, definiendo a Putaendo como una comuna orientada al desarrollo turístico y agrícola, no compatible con la actividad minera, por lo cual resultan sorprendentes las declaraciones de la mujer, quien señaló que «desde el año 2005 venimos exponiendo este problema, en cuanto a nuestro alcalde Guillermo Reyes, él no se ha comprometido con el tema que nos afecta, las charlas y mesas de trabajo que él y su equipo han hecho, sólo quedan en el papel, así enfrían este tema para que las minera se instalen y hagan su trabajo sin alguna fiscalización», dijo Lazcano.
Por su parte Fernando Puebla, expresidente y ambientalista de la junta, explicó que «durante nuestra gestión de ya varios años exigiendo apoyo en este problema, logramos que tres funcionarios de la Contraloría General de la República nos visitaron para inspeccionar la zona, también fuimos al Congreso y dejamos una carta de protesta, o sea, hemos denunciado en la Olca (Observatorio Latinoamericano de Conflictos Ambientales), tanta es nuestra urgencia de que estas mineras se retiren, que hasta en la OEA logramos generar un Rol de Causa, o sea, que ganas y disposición de luchar por nuestro bienestar y medioambiente es lo que nos sobra, lo que falta es que nuestras autoridades nos apoyen, todos los putaendinos tienen que despertar y pronunciarse ante este problema, a la junta de vigilancia del rio Putaendo, la que no ha tenido un compromiso serio con toda la comunidad yo les solicito ser más cercana a nosotros los vecinos, pues nunca lo han hecho», afirmó el ambientalista.

Fernando Puebla, expresidente y ambientalista de la junta.

Fernando Puebla, expresidente y ambientalista de la junta.

Hermosina Lazcano Henríquez, presidenta de la Junta de Vecinos Nº11 de El Tártaro, Putaendo.

4 Comments Already

  1. Grandes dirigentes vecinales.
    Gracias x seguir con esta lucha.

  2. Newen a nuestra gente valiente de Putaendo! Bien por nuestros hijos, gracias a esta gente luchadora y consciente, por estar en la lucha de todos, por el agua y el territorio libre de la mega minería depredadora, que compra a las personas con pan para hoy y enfermedad, sequía, contaminación y muerte para mañana. Orgullosa de estos dirigentes!!!

    • Desgraciadamente, hay gente que ignora el tema minerìa,que egoismo exite en algunas personas, menos mal que son muy pocas,un ejemplo, si no existiera la minera Andina,los Andes serìa un pueblo fantasma,e igual la economìa chilena,claro si, que no está todo bien distribuido. Si viscachita holding,hiniciara sus actividades, no quedarìa absolutamente nadie sin trabajo en todos los alrededores de Putendo,si fuera tan sierto la contaminacion,tengalo por seguro que el gobierno intervendrìa de inmediato,los paises crecen a traves de sus riquezas naturales,por lo tanto, si el gobierno de Piñera decide que la minerìa va, no habrà nadie ni nada que los detenga.

      • Parece que también usted carece de información o por lo menos le falta actualización. El viejo discurso del aporte de la minería al empleo hoy tiene menos asidero al igual que el supuesto aporte al desarrollo del país. Respecto del empleo le recuerdo que la minería avanza rápidamente a la robotización en todas sus faenas mismas que en los últimos 100 años ha incrementado su productividad, primero reemplazando mano de obra por maquinarias y hoy a través de la robotización.

        En cuanto al supuesto aporte al desarrollo país, también allí hay algo de mito. En efecto, junto con incrementarse la productividad a través de la inclusion de maquinarias y hoy la robotización, también hay mejoras sustantivas en la eficiencia de las explotaciones y la permisividad que otorga por ejemplo la incorporación creciente de obtención de concentrados que son «bajados» a puerto mediante tuberías…son una verdadera sopa de minerales que una vez llegada a puerto se les extrae el agua y se les exporta como concentrados peletizados o simplemente tal como quedan deshidratados. Todas estas modificaciones no sólo les han permitido reducir demanda de mano de obra y explotar minerales de menor ley, sino que también les ha permitido reducir costos incrementando utilidades, mismas que cuentan con condiciones muy favorables de tributación. Por otra parte la «repatriación» de utilidades ha ido creciendo en forma significativa como muestran los datos en los últimos 28 años…eso significa que las enormes ganancias de la minería NO se quedan en Chile…

        La minería sigue siendo un buen negocio…pero cada vez menos para los chilenos y menos para la República…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *