Suspenden por 10 días procedimiento contra joven que mató a su abuelo

El joven parricida fue internado transitoriamente en la Unidad de Pacientes Psiquiátricos de la Cárcel de Valparaíso, a fin de establecer si es penalmente imputable por el crimen.

El joven parricida fue internado transitoriamente en la Unidad de Pacientes Psiquiátricos de la Cárcel de Valparaíso, a fin de establecer si es penalmente imputable por el crimen.

A la espera del informe psiquiátrico:

  • Fue formalizado por el delito de Parricidio y quedó internado de momento en la Unidad de Pacientes Psiquiátricos de la Cárcel de Valparaíso.

LOS ANDES.- Por el plazo de 10 días fue suspendido el procedimiento en contra del joven de 23 años de edad, acusado de haber asesinado a su abuelo la noche del lunes en villa La Gloria, en un caso que estremeció al valle de Aconcagua.
Así se determinó la tarde de ayer jueves en el Juzgado de Garantía de Los Andes, donde la magistrado Valeria Crosa ordenó suspender el procedimiento en contra del joven de iniciales D.C.O.P., a la espera de recibir los peritajes psiquiátricos que determinarían si el acusado es o noi imputable por el atroz delito.
Durante la audiencia de formalización, el fiscal Raúl Ochoa imputó al joven por su participación en calidad de autor del delito de Parricidio, asegurando que la noche del lunes, el joven ingresó al dormitorio principal del inmueble donde se encontraba su abuelo Manuel Olivares Fernández, de 74 años de edad, a quien comenzó a agredir, “golpeándolo con pies y puños, causándole la muerte por una hemorragia supracraneana traumática, atribuible a una lesión de tipo homicida, necesariamente mortal”.
El persecutor pidió la prisión preventiva para el imputado debido a que la pena por el delito de parricdio puede llegar a la pena de presidio perpetuo calificado, detallando que el joven agredió a su abuelo por un tema de dinero.
No obstante, la defensora pública Paola Zapata se opuso a esta medida, esgrimiendo que su representado es inimputable por padecer un trastorno mental, avalando dicha petición con un informe emitido por el médico Psiquiatra Dr. Aldo Varas, que señala que el joven tiene antecedentes de esquizofrenia paranoide, cuadro diagnosticado cuando estuvo hospitalizado en noviembre del año 2017, concluyendo que se trata de un paciente psicótico grave, “quien según refieren familiares, presenta actualmente síntomas de descompensación”.
La Magistrado Crosa consideró que teniendo a la vista los informes del Hospital Psiquiátrico Philippe Pinel de Putaendo, firmado por el Dr. Varas, existían antecedentes suficientes para aplicar una suspensión del procedimiento, no dando a lugar a la medida cautelar de prisión preventiva. No obstante, ordenó su internación transitoria por un plazo máximo de 10 días en la Unidad de Pacientes Psiquiátricos de la Cárcel de Valparaíso, a fin de que se evacúe un informe que permita establecer si el imputado es penalmente imputable por este crimen.

Facebook Comments