Cambian fecha de remate de Conservera Pentzke del 10 al 30 de septiembre

739

Por no cumplimiento en los plazos de publicación:

A propósito que se cambió la fecha del remate de la Conservera Pentzke del 10 al 30 de septiembre, parte de los trabajadores como son los de laboratorio de la empresa, esperan que esto no se dilate más porque ya se ha postergado bastante.

En conversación con nuestro medio, Juan Zúñiga reconoció que la esperanza de ellos «es que no se dilate más, ya se ha corrido como bastante, ojala que el 30 se produzca ya el remate o en su defecto, si no hay oferentes, que los mexicanos se hagan de la propiedad de la conservera y principalmente que nos paguen lo que nos deben, o sea lo que tiene que ver con nuestro finiquito y los años de servicio, todo eso», dijo.

Consultado sobre lo que debe recibir cada trabajador una vez que sea vendida la empresa, señaló que «se deben pagar los feriados proporcionales, los años de servicios con su tope, es decir una cifra cercana a los diez millones, nada más que eso, no el total de los finiquitos porque hay gente que tiene mucha plata por deuda de años de servicio, eso no van a tocar porque hay un límite legal», señala Zúñiga.

¿Ustedes están esperanzados en que puedan tocar eso o no?

– Sí, sí va a tocar por el tema de la preferencia legal.

¿Tienen la esperanza de volver a trabajar de nuevo a la empresa?

– Claro, si efectivamente son los mexicanos que están interesados, o sea los que van a comprar, se abre la puerta no solamente a nosotros, sino que a la zona en general. Es una fuente laboral importante que no solo beneficiaría a nosotros como trabajadores y a la gente que necesita trabajo en estos momentos, sino que al conjunto económico de la zona. Ahí estarían los proveedores que tendrían una fuente de ingresos, los mismos bancos que pueden tener oportunidades de negocios, sería lo mejor que podría pasar en la zona, independiente de que se venda y eso cubra algunas deudas, el mejor escenario para nosotros es ese que efectivamente sea una empresa que dé continuidad de giro a la conservera y que se da posibilidad de empleo, más allá que sea de carácter transitorio o trabajo continuo durante todo el año.

¿Qué saben ustedes de la empresa mexicana?

– No muchas cosas concretas, más que nada rumores, que es una empresa que se dedica más o menos a lo mismo, porque igual tienen cierto conocimiento de los procesos, así es que más o menos en ese sentido es seguir con lo que estábamos.

¿Ustedes recuerdan que haya sido clienta de la Conservera o no?, porque se decía que compraban duraznos o algo así.

– Me parece que sí, creo que sí.

¿Cómo está la situación de ustedes, se han repartido algunos dineros, han tocado algo?

– Sí, hubo un pequeño reparto hace un par de meses, no fue mucho, pero algo amortizó la deuda y nos ayudó un poco en su momento.

¿Cómo están viviendo hoy día?, porque tenían problemas con los créditos, Fonasa, cosas así; en el fondo ¿cómo es la vida hoy de un extrabajador de la Conservera Pentzke?

– Complicado, o sea hay mucha gente, dentro de lo que me incluyo, todavía estamos cesantes, nos estamos comiendo básicamente nuestros ahorros. El tema del 10% nos ha ayudado mucho, pero aún es un tema complicado porque en la zona está complicado, recién ahora está existiendo un poquito más de trabajo por un tema de pegas temporales, pero sigue complicado.

¿El fondo de cesantía ya lo vaciaron?

– Sí, eso ya se acabó, ya no queda nada del fondo de cesantía.

Al finalizar indicó que ellos esperan que no exista ningún otro inconveniente más y que no se presenten más estos errores, en clara alusión a los tiempos que tenía el martillero entre publicar el aviso y efectuar el remate que no debían ser menos de 15 días.

Importante señalar que el motivo de cambio de fecha del remate tiene que ver con lo siguiente, según lo dicho por el abogado Eduardo Herrera Faúndez, donde aclara que esta es una norma para el martillero y dice relación con que «entre la fecha del remate y la publicación que él (martillero) debe realizar, no debe haber menos de 15 días y eso no se cumplió con la fecha anterior, entonces como no se cumplió podría haber eventualmente un vicio de nulidad y que la junta estimó que era conveniente evitarlo y por lo tanto se fijó una nueva fecha. Esto fue acordado en junta extraordinaria realizada el día de ayer (martes), porque un acreedor presentó una solicitud para cambiar la fecha del remate para que hubiese más postores, entonces antes de conocer esa petición en particular, el liquidador dio cuenta de este hecho que le había comunicado tal persona que tendría este problema; se discutió si efectivamente correspondía o no correspondía vicio de nulidad del remate, si era sancionable, pero se estimó que lo más prudente cambiarlo, modificarlo para que se cumplieran los 15 días», señaló.

En todo caso se presentaron dos propuestas para aplazar el remate, una por 15 días y otra por 60 días. Finalmente ganó la primera por 15 días.

Parte de los trabajadores que esperan volver a trabajar.
Parte de los trabajadores que esperan volver a trabajar.