Con 45 láminas de zinc familias afectadas por incendio ya no pasarán frío

836

Dideco entrega material para reparar el techo en ambas casas:

Sigue llegando ayuda a las dos familias afectadas por el incendio la semana pasada en Elías Mardini de Villa El Señorial. Primeramente se trató de una campaña relámpago desarrollada por la presidenta de la junta vecinal del sector Érica Álvarez junto a sus vecinos, con lo que se logró llegar a la suma de casi un millón y medio de pesos, suma que fue repartida a partes iguales, y luego este fin de semana cuando el Departamento Social de la Dideco y tras realizar varias evaluaciones, entregó 45 láminas de zinc a estas familias.

DIDECO EN TERRENO

Las cámaras de Diario El Trabajo estuvieron en el lugar para hablar tanto con uno de los afectados, como con el encargado del Departamento Social, José Madrid, «tal cual lo dijimos desde el inicio, nuestro compromiso ha sido enviar personal de las áreas Social como Técnica de la Dideco, ya esa etapa la cumplimos y ahora estamos entregando ayuda a las familias afectadas, en esta etapa se trata de unas 45 láminas de zinc, y estamos a la espera del informe técnico para ver si podemos continuar con esta ayuda social, todo dependerá de lo que analizó el técnico y cuál sea el resultado de su evaluación de su investigación, y poder socializar con los vecinos para llegar a un acuerdo y así poder avanzando en la reconstrucción de estas viviendas», dijo Madrid.

«PASAMOS FRÍO»

También nuestro medio habló con uno de los afectados, en este caso con Jorge Leonardo Rodríguez, a quien gran parte de su casa quedó destruida al ingresar las llamas por el entretecho, «aparte del gran susto y en especial a las mujeres que son las que más sufren, estamos de apoco intentando salir del problema, pasamos mucho frío por las noches porque estamos sin techo en cierta parte de la casa, la que sufrió daño estructural en la parte posterior de la casa, estamos coordinando con el vecino (donde inició el fuego), estamos también en ascuas con el tema de la mano de obra porque no hemos podido coordinar bien, ha venido mucha gente de la población a ofrecernos su ayuda maestros constructores, nosotros lo que necesitamos es que se haga un cortafuegos, pues estas casas acá son una bomba de tiempo, ninguna vivienda podrá detener un incendio más allá de cinco a diez minutos, entonces si se quema una se queman las dos, por otra parte agradecer va la junta de vecinos a tanta gente que nos siguen ayudando a la Dideco también que poco a poco nos van sacando adelante», dijo Rodríguez a Diario El Trabajo.

Importante señalar a nuestros lectores el apoyo que también estas familias están recibiendo a través de las alcancías que ha instalado Héctor Hormazábal ‘El Verdulero Solidario’ del sector, quien pasa por las casas o instala las alcancías en el comercio local.

Roberto González Short

POCO A POCO.- Estas son las láminas nuevas de zinc que la Dideco hizo entrega este fin de semana a las dos familias afectadas por un incendio en Villa El Señorial.
POCO A POCO.- Estas son las láminas nuevas de zinc que la Dideco hizo entrega este fin de semana a las dos familias afectadas por un incendio en Villa El Señorial.
Departamento Social de la Dideco, José Madrid.
Departamento Social de la Dideco, José Madrid.
Jorge Leonardo Rodríguez, afectado por este incendio.
Jorge Leonardo Rodríguez, afectado por este incendio.
TRABAJO COMUNITARIO.- Empleados y voluntarios se han entregado a las labores de limpieza y acopio de escombros.
TRABAJO COMUNITARIO.- Empleados y voluntarios se han entregado a las labores de limpieza y acopio de escombros.
Alcancías disponibles.- Aquí vemos una de las varias alcancías instaladas en el comercio local por Héctor Hormazábal.
Alcancías disponibles.- Aquí vemos una de las varias alcancías instaladas en el comercio local por Héctor Hormazábal.
ARDUA TAREA DE LIMPIEZA.- Grandes cantidades de escombros acopiados es lo que han sacado los voluntarios de lo que queda de estas viviendas.
ARDUA TAREA DE LIMPIEZA.- Grandes cantidades de escombros acopiados es lo que han sacado los voluntarios de lo que queda de estas viviendas.