Condenado a 541 días de presidio por golpear el rostro de su sobrina

137

Con el beneficio de remisión condicional de la pena:

  • Imputado fue sometido a juicio en el Tribunal Oral en Lo Penal de San Felipe, siendo condenado por el delito de lesiones menos graves en contexto de violencia intrafamiliar.

El Tribunal Oral en Lo Penal de San Felipe condenó a 541 días de presidio al imputado identificado como Christian Antonio Castillo Varas, tras ser acusado y juzgado por provocar lesiones menos graves a su sobrina en medio de una discusión familiar.

La Fiscalía durante el juicio presentó las pruebas de la denuncia efectuada el 12 de mayo de este año, a eso de las 21:00 horas, en circunstancias en que el actual condenado habría participado de una discusión entre hermanos al interior de una vivienda de la población Yungay de San Felipe.

De acuerdo a los testimonios, la víctima habría salido en defensa de su madre interviniendo en el acalorado enfrentamiento, siendo golpeada en el rostro por el imputado con un golpe de puño.

A raíz de lo anterior, la afectada resultó con una contusión facial de carácter menos grave, con igual tiempo de incapacidad de 16 a 18 días, siendo denunciado ante Carabineros de San Felipe y la Policía de Investigaciones.

La Fiscalía acusó los hechos descritos constitutivos del delito de lesiones menos graves en contexto de violencia intrafamiliar, persiguiendo una pena de tres años de presidio menor en su grado medio.

Sin embargo, los jueces del Tribunal Oral resolvieron en su veredicto condenar al imputado como autor de lesiones menos graves, considerando la aminorante de colaboración sustancial para el esclarecimiento de los hechos, emitiendo una pena de 541 días de presidio con el beneficio de remisión condicional de la pena.

Pablo Salinas Saldías

 

La denuncia por violencia intrafamiliar fue efectuada el 12 de mayo de este año en la población Yungay de San Felipe. (Imagen referencial).
La denuncia por violencia intrafamiliar fue efectuada el 12 de mayo de este año en la población Yungay de San Felipe. (Imagen referencial).