Daños por más de 6 millones dejó incendio tras desórdenes estudiantiles

12

Daños avaluados en unos 6 millones de pesos dejó el incendio que afectó el jueves pasado a un taller mecánico ubicado en calle Benigno Caldera, frente a la Universidad de Playa Ancha, el que fue afectado por un elemento incendiario que cayó en el lugar, en el marco de las manifestaciones que se produjeron esa noche en el sector. En el lugar se encontraban una importante cantidad de autos que están a la espera para ser reparados, además de partes de vehículos y herramientas, varias de las cuales resultaron totalmente destruidas por el fuego. Ese es el caso de una máquina “MIG”, que se utiliza para soldar y que tiene un valor de 2 millones de pesos.«Esta máquina vale 1 millón 800 mil pesos, quedó toda quemada, acá al frente lleva un panel de instrumentos, donde se calibra y no hay nada; esta máquina no tiene remedio, ese es un tubo de argón que felizmente no explotó. Este equipo cuesta mínimo 2 millones de pesos, que es para soldar solamente. Esa de allá es una hidrolavadora, eso es lo que quedó, más allá esas pelusas que están ahí era una aspiradora, no hay nada», comenta Eugenio Silva, padre del dueño del taller mecánico.Según lo que le manifestaron a Silva algunos testigos que se encontraban en el lugar y los vecinos de este taller mecánico, el fuego habría comenzado luego que un artefacto incendiario ingresara prendido al local, situación que llamó la atención de estas personas.El artefacto cayó en una esquina del taller, donde se encontraban además cajas de cambio y partes de motores de los vehículos que se encuentran en reparación, de ahí la preocupación de los dueños, por ver la forma como responderán por las pérdidas. «Hay motores eléctricos que están quemados, hay un motor que era para empezarlo a armar, eso se calentó, se oxidó y tengo que analizar si me va a servir o no el motor, lo peor de todo esto es que la máquina es mía, pero todos estos motores son cosas ajenas, que tengo de devolver, y tengo que responder yo», señala Silva.Las pérdidas podrían superar los 6 millones de pesos, y ahora los dueños del taller no saben quien responderá por los daños.Además con la pérdida de las máquinas, Silva no podrá realizar varios trabajos, ya que son herramientas de última generación que se utilizan en la mecánica.Silva agradece que el elemento incendiario no cayó en el sector donde están ubicados los vehículos en reparación, ya que sólo uno de ellos tiene un valor superior a los 10 millones de pesos, y de haber resultado quemados, no habría tenido forma de responder a los dueños.Eugenio Silva dice que ellos entienden las peticiones de los universitarios, pero que ésta no es la forma de realizarlas.«Yo fui universitario, mis dos hijos fueron universitarios, son profesionales, pero de esta manera no, no es la forma de protestar, y yo entiendo que también los padres tienen mucho que hacer en los niños, yo a mis hijos les exigí mucho y que no se metieran en las huelgas, que no se metieran en problemas y que el único afán era estudiar, así como lo hice yo, que a mí me costó mucho estudiar, pero acá lo veo con tanta liviandad, no sé, no lo entiendo».Silva dice que los vecinos están aburridos, ya que el ruido es constante día y noche y ya no pueden descansar.«Cuál es la huelga, a toda hora hay desorden, la música que tienen ahí nos tienen la cabeza de este porte, porque tocan la música a todo chancho, un equipo de amplificación que tienen, hablan cada estupidez, estamos muy cansados de todo esto».